Alicia Pérez (03-04-1996) jugadora habitual en las alineaciones del primer equipo cada fin de semana portando el “10” a la espalda. Además, ejerce de monitora del equipo benjamín femenino de la Escuela del Híspalis.

– ¿Cómo empezaste en el mundo del fútbol?

Tenía siete años aproximadamente y jugaba en un equipo prebenjamín masculino. Por la discriminación en el mundo del fútbol no me encontraba involucrada e intenté desviarme de este deporte. Probé en gimnasia artística durante tres años, aunque no era lo que me gustaba realmente. Me informé, encontré un equipo femenino y volví al mundo del fútbol a los diez años. Desde ahí no he parado. El equipo femenino se llamaba Isbiliya, en el que estuve durante dos temporadas. Era un equipo de fútbol 7, un club muy humilde que ya ha desaparecido.

– Sevilla, La Rambla, Híspalis, Lorca…y vuelta al Híspalis.

El mismo entrenador que tuve en el Isbiliya me llamó para que empezara en el Sevilla. Estuve en los escalafones inferiores del Sevilla durante cinco temporadas (2008 a 2013). Luego fiché por La Rambla donde estuve dos años en Segunda División, de 2013 a 2015. A continuación de La Rambla vine al Híspalis, el año pasado estuve una temporada en el Lorca y ahora otra vez en el Híspalis.

– Hablando del presente del Híspalis. ¿Cómo ves al equipo?

Creo que el equipo ha evolucionado muchísimo. Las cosas al principio no salían bien y la mentalidad se vuelve negativa cuando las cosas no salen. Poco a poco hemos ido mejorando, corrigiendo ciertos fallos que antes teníamos. Gracias a eso la mentalidad ahora es más positiva. Esa mentalidad positiva nos ayuda a la hora de jugar cada partido.

– ¿Ves al equipo capacitado y convencido para lograr el objetivo de la permanencia?

Por supuesto que sí. Somos conscientes de que tenemos un buen equipo. Tenemos ganas e ilusión. Yo creo que la ilusión es lo más importante que hay en el deporte.

– ¿Qué piensas que es importante para que un vestuario funcione?

La unión. El tener ideas positivas, optimismo, sacar soluciones a los problemas. Ser una piña. Remar todas en el mismo sentido y que nadie se baje del barco. Siempre caminar unido es más fácil que caminar solo.

– Hablando un poco de ti, ¿cómo te defines sobre el terreno de juego?

Soy una jugadora muy ofensiva. Últimamente por el papel que desempeño en el equipo me he tenido que convertir un poco en defensiva. Una jugadora muy técnica que ayuda a la elaboración del equipo. Considero que tengo visión de juego y último pase. Mucha tranquilidad, se medir los tiempos del partido.

– Se suele tener un referente en este deporte, ¿cuál es el tuyo?

Xavi Hernández. Tuve un entrenador que me hablaba mucho de él porque consideraba que en algunos movimientos que tenía me parecía a ese jugador. Este entrenador me llevó a un entrenamiento la biografía impresa de Xavi. Desde ese momento es mi referente, tanto a nivel personal como referencia de capitán.

– ¿Cómo es la experiencia de proclamarte campeona de Andalucía y de España?

Una experiencia única. Fui campeona de Andalucía con la Selección Sevillana Sub-15. La final fue contra la Selección Malagueña en Córdoba y ganamos 2-1. Después,  con la Selección Andaluza Sub-16, fuimos campeonas de España en 2012 tras ganar a Valencia. Al año siguiente también fuimos campeonas de España con la Sub-18 pero jugué solo las dos primeras fases. El campeonato más extraordinario para mí fue con la Selección Andaluz, además de que era más grande y más consciente.

– También has tenido la oportunidad de entrenar con la Selección Española.

Con trece años me llamaron de la Sub-15. Luego con la Sub-16 fui unas nueve veces. Con la Sub-17 estuve en la última convocatoria antes del Europeo. Me lesioné y desde ahí no he vuelto a ir. Durante los años que entrené con la Selección Española estaba en el Sevilla.

Además de jugadora del primer equipo ejerces de entrenadora en la Escuela del Híspalis.

– ¿Cómo es tu labor como monitora?

Yo entreno a la categoría benjamín. Hay que tener en cuenta que las niñas no empiezan desde tan pequeñas. Intento enseñarles lo básico del fútbol: que esto es un equipo, que hay que tener unos valores, una educación y un compromiso.

– ¿Te gustaría seguir formándote y creciendo como entrenadora?

Actualmente estoy estudiando Nivel 1. Mi intención es seguir formándome en los siguientes niveles.

– ¿Cómo ves el fútbol femenino en España?

Ha ido evolucionando poco a poco. Cada vez retransmiten más partidos y eso es lo que está ayudando a evolucionar.

¿Un jugador? Isco Alarcón.

¿Un equipo? Sevilla y Madrid.

¿Un entrenador? Simeone. Su mentalidad, constancia e intensidad. Me parece que es un entrenador del que se puede aprender muchísimo a la hora de aprender a entrenar. Me siento identificada de alguna manera porque me gusta que las cosas sean perfectas.

 

 

 

Anuncios